Individuos en equipo

Blog blog banner carcamo5
Cuando estaba pequeña recuerdo que muchas de las actividades que me dejaban en el colegio eran individuales. Al pasar los años se hizo más común tener actividades grupales.

Yo no me sentía cómoda, prefería acoplarme a mi tiempo, mis gustos y mis decisiones, pero no era opcional. Nunca nos explicaron por qué se hacía. Llegué a la universidad y seguía molestándome el hecho de no poder decidir si trabajar sola o en grupo.

En una ocasión, en una actividad grupal (con un grupo que lo formó el docente) todos parecíamos desconcertados, no nos conocíamos muy bien. No sabíamos cómo comenzar, quién lideraba. Y nuestros rostros reflejábamos un descontento, era lo único en lo que coincidíamos. Pero al ser una decisión firme de hacerlo así, tuvimos que hacer lo que nos correspondía: trabajar.

De pronto, de forma natural alguien comenzó a tomar la iniciativa, y cada uno fue diciendo qué rol quería desarrollar. Así, sin ninguna imposición, nos dimos cuenta que todo era más sencillo y que si cada uno optaba por “su rol” era más eficiente y trabajaría con gusto. Fue entonces que comprendí la riqueza del trabajo en equipo.

Generalmente, nos dicen “juntos todo sale mejor” pero no dicen por qué. Solo el hecho de estar juntos no logra nada, se necesita más que eso… Se necesita seguir una meta en común, que no significa que sea por las mismas razones, porque no es solo el objetivo el que hace que logremos grandes cosas sino la posición desde donde lo veamos y desde la perspectiva que trabajemos. Cuando hago lo que me gusta y para lo que soy bueno, mi aporte es mucho mejor.

Por esto, es importante que si bien comprendemos que un individuo tiene un incalculable valor y que puede lograr lo que se proponga, también debemos entender que el conocimiento está disperso; no lo sabemos todo. La división de trabajo es la clave en un grupo de personas, porque cada uno enfocado en lo que le corresponde rinde mejor y su satisfacción personal es más alcanzable.

Cuando entramos a la vida laboral todos esos equipos de trabajo de estudio cobran sentido y aprendemos que más que saber lidiar con otras personas, debemos saber llevarnos con otras ideas. El trabajo más enriquecedor es aquel en el que el espacio al debate, a la discusión existe y en donde nada es impuesto sino dialogado.

El trabajo en equipo es más que una forma de trabajar, es una enseñanza de un buen funcionamiento social, en el que no se habla de colectivismo sino de individualismo porque se ha comprendido que cada miembro del equipo está capacitado, tiene las habilidades y sabe hacer cosas que el resto no. En la medida que más diversidad haya dentro de un equipo más probabilidades hay que sea efectivo. Esto, sobre todo si sus miembros lo comprenden, si cada uno entiende que debe delegar a otras cosas para las que él no podría ser igual de eficiente.

Es entonces importante entender que el trabajo en equipo es necesario en todas las esferas de la vida, si bien somos capaces y responsables de nuestras propias vidas, una vez entendamos adónde vamos, quiénes somos y qué queremos nos volvemos productivos para nosotros y para el resto. El trabajo en equipo, no necesita seguidores necesita individuos amando lo que hacen. 


Blogger JOVEN360

JOVEN360 El Salvador


 

Comentarios

0

Te podría interesar

Realizamos persÓnate en la udb

Te compartimos el artículo que escribió la Universidad Don Bosco en su sitio web, sobre el PERSÓNATE que realizamos el pasado miércoles 15 de abril, pronto podrás encontrar más información de lo que las empresas contaron a los jóvenes que asistieron.


Nos toca a nosotros

No nos gusta la burocracia ni esperar por las cosas que queremos y aunque muchos adultos nos critiquen por eso, me parece que es nuestra mayor cualidad.


¿qué buscan los millenials en un trabajo?

¿Qué buscan los millenials en un trabajo? Esta pregunta se la hacen más los líderes de recursos humanos, gerentes, jefes y compañeros, que los propios millennials, pero...


Tags más populares